La noche creadora

Moon night in forest (collage)

He comenzado la redacción de mi próxima novela. Llevaba semanas posponiendo el momento, remoloneando, consciente del esfuerzo integral que conlleva hacerlo y aguardando la evolución natural de mi deseo, el cual siempre acaba por determinar, exactamente, el momento idóneo para hacerlo.

Tenía en la cabeza la idea general, los perfiles de los personajes principales, esbozos de la trama, las sensaciones tonales, los argumentos y los temas de la historia, así como una trabajada documentación, pero me faltaba ese hálito de decisión creativa, esa pulsión  imaginativa y esa voluntad comprometida imprescindibles para redactarla.

Apenas han pasado cinco días y ya estoy metido de lleno. Por razones laborales, familiares y rutinas personales escribo por las noches. Cuando la oscuridad nos pone un velo, mientras la ciudad y los míos descansan relajados en sus camas, yo inicio mi viaje astral creativo y me transmuto en ese Dios omnipresente y todopoderoso que mueve los hilos, y las vidas, de los personajes. Durante el resto del día aguardo ese momento de clímax creador y me dejo acompañar por una existencia duplicada. El Míchel novelista aguarda paciente su momento, reposa activamente mientras el Míchel publicista redacta anuncios, se reúne con clientes o bautiza marcas; o mientras el Míchel padre se divierte con sus hijos y se muestra cariñoso con su esposa. El Míchel escritor es muy paciente. E implacable. Jamás descansa. En cualquier instante un comentario, una vivencia o simplemente un no-se-qué activa su imaginación y accede a la consciencia para aportar una idea. Y el Míchel de turno la sopesa, la recuerda e incluso a veces la anota.

Esto acaba de empezar, amigos, me quedan unos cuantos meses por delante. Pero inmediatamente ha desaparecido de mi ser esa pereza inicial. Estoy mucho más vivo que antes. Más despierto.

Posiblemente porque duermo mucho menos.

Anuncios

Acerca de michelsunenmontorio

Escritor, publicista y profesor de oratoria.
Esta entrada fue publicada en Libros y literatura y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La noche creadora

  1. araceli dijo:

    Eso nos pasa mucho a algunos, eso de dormir cada vez menos es una temática que tengo desde hace algún tiempo, y ponerte sobre las tres de la mañana cuando todos duermen, tienes el silencio que necesitas, oyendo sólo el ritmo de tus latidos, fluyen las ideas para trabajar en lo que te apetece como puede ser crear. Un bonito espacio y diferente en el que se encuentra uno con el yo mismo que llevamos todos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s